Mi hermanillo encerrado

El Museo de los Niños celebra 13 años de existencia (la docena del diablo dirían en un bingo) y para eso realizarán actividades tipo safari en el interior del inmueble. Pusieron a mi hermanillo mayor viendo pa’fuera con las patas saliendo por las ventanas pero yo dudo que pueda salir de ahí. Ese güevón es mucho más grande porque lo alimentaron mejor.

Pa’los que puedan ir, ahí nos cuentan qué tal estuvo la cosa…

Foto tomada de: http://www.diarioextra.com/2007/abril/27/nacionales17.php