Categoría: literatura

Nostalgias de un “culito e’ gasolina”

Usar exageradamente cualquier medio automotor (léase carro propio o ajeno,”rai”, taxi, bus, güagüa, etc) para cualquier cosa que signifique trasladarse más de 100 metros, aparte de consolidar el cada vez más preocupante sedentarismo en el que uno tiende a caer y aparte de hacer más vagos e inútiles a los músculos, en especial el corazón,…


Etiquetas:


El viaje de la mariposa

En su viaje, una pequeña mariposa llegó hasta a mi casa. Jugueteaba cerca del perro que perezosamente estaba acostado en la alfombra. Ella -porque por su aire de belleza y delicadeza supuse que era hembra- se movía volando y a veces caminando entre las sillas de un corredor un poco sucio, como usualmente estaba cualquier…




Nubes

Sentados en mecedoras, desde el corredor, el nieto y el abuelo hablaban de lo que veían a lo lejos. Tras la colina, tierra de potreros, grandes nubes blancas volaban a prisa, seguidas por densas nubes oscuras, como en una persecución fugaz que llegaba hasta la llanura. – Abuelito, ¿por qué esas nubes van tan rápido?…




Descanso

Cada nuevo trazo era vacilante. Las palabras brotaban menos fluídas; unas letras atropellaban el espacio de otras y formaban garabatos, más que contornos legibles. La punta del lapicero incidía con mayor ángulo sobre el papel, y la tinta discurría cual agua en colina tras el aguacero. La inspiración y las ideas estaban casi bloqueadas. Se…


Etiquetas:


La condena

Las lapas vuelan en busca de algún otro almendro que las proteja. Los monos, asustados, pasan veloces de rama en rama buscando un sitio seguro en medio del caos y el bullicio. Los pájaros viajan desorientados hacia otro parche de bosque. Los tepezcuintles, los tigrillos, las ranas y las serpientes se pierden aturdidos entre los…




Olla de carne

El invierno saluda en aguacero. El frío de la tarde avanza a pesar de que la puerta permanece cerrada. A través de los vidrios de la cocina, no se diferencia entre la neblina que viaja con la ventisca, afuera, del vapor que expulsa el fogón, adentro. Tampoco se distingue entre el sonido de las láminas…




El juego de la Luna y el Sol

era como un gran “quedó”el grandote corría, incesantela pequeña se escabullía, incansablese buscaban, aunque no sé quien andaba más el amarillo poderoso, flameaba,daba vueltas,emanaba luz, como buscándola ella era blanca, brillaba,daba vueltas,reflejaba luz, como buscándolo cuando él no estaba, ella aparecíacuando él aparecía, ella no estaba juego, flirteo, necesidadausencia, presencia, persecución de día él reinaba,de…




El espiado humilde (segunda parte)

Un día, no mucho después de que el sitio empezó a estar más agitado y en el que debía trabajar más por el mismo dinero, decidió marcharse. Sintió que el tiempo no le alcanzaba para ser persona y que la dignidad solo la mantendría al no saber más de las personas a las que servía….




El espiado humilde (primera parte)

El señor sabía cosas que quizá, por su trascendencia, eran consideradas secretas. El poder y la corrupción son una misma, las más de las veces. Su trabajo era visto como simple y bajo. Los altos funcionarios simplemente no lo determinaban y ese fue quizá su gran error. Los negocios turbios y oscuros que nacían en…




La Matrona: homenaje a doña Rosa

María Rosa Solís Cubillo, 5/05/1922 – 22/10/2007 Abuela Largo camino has transitado en él muchas de tus huellas yacen son las marcas que nos guían son pasos fuertes de decisiones sabias Señora de finos cabellos erguida estás como el roble elegante como las plumas del cacique radiante como sol de febrero Alimentaste a muchos seres…