El último día estuvo cargado de emociones. Pasacalles simultáneos desde todas las esquinas del parque, espectáculos de danza, recitales de poesía, caricaturas, aerografía, venta de artesanías y pinturas fueron actividades que llenaron el parque toda la semana pero aún más el día sábado 31 de marzo. Por la noche, luego de delirio del pasacalles, llegó…